Al borde de la crisis económica, Trump enfrenta nuevas investigaciones

Los fanáticos de Trump coreaban “envienlas de regreso”, mientras que críticos denunciaron al presidente como “racista” y promotor del “nacionalismo blanco”


El Mensajero

Viernes 16 de agosto de 2019


El presidente de Estados Unidos, en una maniobra sin precedente, exigió y logró que el gobierno de Israel le negara la entrada a dos legisladoras federales estadunidenses críticas de Donald Trump, mientras que el régimen en Washington está al borde de provocar una crisis económica y enfrenta a nuevas investigaciones que podrían culminar en un proceso de impeachment.

 

En una nueva escalada de su guerra contra legisladoras federales demócratas progresistas, Trump, primero en privado y después públicamente, exigió a su contraparte y gran aliado Benjamin Netanyahu negar el ingreso de dos representantes federales demócratas a Israel para realizar una gira oficial a los territorios palestinos. “Demostraría gran debilidad si Israel permite que la representantes Omar y representante Tlaib visiten. Odian a Israel & a toda la gente judía… son una desgracia”, tuiteó.

 

Las dos congresistas Ilhan Omar de Minnesotta y Rashida Tlaib de Michigan -las primeras mujeres musulmanas en el Congreso- son dos de las cuatro legisladoras que Trump atacó por criticar a su gobierno, declarando que las dos ciudadanas estadunidenses deberían “de regresar… a donde vinieron”.

 

Fue en relación a esto que en sus siguientes mitines políticos, los fanáticos de Trump coreaban “envienlas de regreso”, mientras que críticos denunciaron al presidente como “racista” y promotor del “nacionalismo blanco”.

 

Aunque representantes del gobierno de Israel habían indicado durante los último días que su gobierno nunca negaría la entrada de legisladores estadunidenses a su pais, Netanyahu anunció su decisión justificada sobre una nueva ley que prohíbe el ingreso de cualquier extranjero que promueve y apoya el movimiento de boicot a Israel por su trato y ocupación del pueblo palestino.

 

La movida fue denunciada por la cúpula demócrata -con la líder de la mayoría demócrata de la cámara baja Nancy Pelosi calificándolo como “profundamente decepcionante”- e incluso por organizaciones judías aliadas de Israel en Estados Unidos, incluyendo la más poderosa en Washington, AIPAC, que consideroóla decisión como “un error”. Algunos legisladores señalaron que la decisión de Israel tendrá consecuencias recordando que el Partido Demócrata recibe la mayoría del voto judío en Estado Unidos.

 

La junta editorial del New York Times preguntó “¿de qué tienen miedo Trump y Netanyahu?” afirmando que prohibir el ingreso de las legisladoras es lo que “demuestra debilidad”.

 

Por otro lado, en casa, indicios de una desaceleración económica en algunas de las principales economías mundiales, incluyendo la estadunidense, la alemana y la china, junto con la incertidumbre generada por el uso de aranceles por Trump en su juego contra varios países, sobre todo en su disputa con China han provocado nerviosismo en los mercados.

 

El economista y ex secretario de Trabajo, Robert Reich, comentó en entrevista con MSNBC que no puede haber confianza en la política económica de presidente, ya que el mandatario “no sólo desconoce los detalles, sino miente sobre los detalles que si conoce… No hay una estrategia económica”.

 

Una recesión tendría consecuencias políticas severas para Trump, quien en parte ha mantenido su nivel de apoyo popular justo por el desempeño positivo de la economía durante su gestión. La junta editorial del Wall Street Journal, generalmente alineado con este régimen, advirtió que las políticas comerciales de Trump estaban muy equivocadas, recomendó que dejara de hacer amenazas de aranceles por tuit y mejor realizara negociaciones serias y, concluyó, con tono irritado, que “Alguien debería de decirle al Sr. Trump que presidentes que presiden sobre recesiones dentro de dos años de una eleccion raramente obtienen un segundo periodo”.

 

Al mismo tiempo, la ofensiva demócrata contra el régimen esta acelerando. Hoy el Comité Judicial de la cámara baja emitió citatorios obligatorios para el ex jefe de campaña de Trump, Corey Lewandowski y el ex funcionario de la Casa Blanca Rick Dearborn para que testifiquen el próximo mes sobre posibles actos de obstrucción de justicia por el presidente.

 

Esto sólo es una parte de las investigaciones que proceden sobre Trump y su equipo, y que podrían llevar próximamente al inicio de un proceso de impeachment (algo ahora favorecido por 123 diputados demócratas- más de la mitad de esa bancada).


Fuente: La Jornada

Notas relacionadas:

Opiniones sobre esta nota

Comenta esta nota

Ir arriba