Lo que hagamos hoy en materia de procuración de justicia va a repercutir en la seguridad de nuestras propias familias: Claudia Indira Contreras Córdova. 

El capital humano de la institución es sin duda la gran fortaleza, de ahí que es fundamental generar y compartir el aprendizaje que se vaya gestando en la organización


El Mensajero 

Lunes 06 de enero de 2020 

Hermosillo, Sonora 


• Así se expresó la Fiscal General del Estado en su participación en la Segunda Reunión Plenaria de Capacitación a la que asistieron más de 300 personas entre los que se encontraban agentes del ministerio público, peritos, elementos AMIC, asesores jurídicos y entre otros, que trabajaron durante 3 días esta capital. 

  

• Entre las principales temáticas abordadas durante los días que se tuvieron trabajos en la Segunda Reunión Plenaria destacan: experiencias en juicios orales, logros del reto de 50 días, el modelo de tres pisos, monitor estadístico de calidad, ley de extinción de dominio y las bondades de llegar a la sentencia mediante el procedimiento abreviado, un ejercicio de gran éxito en Sonora al ser una ruta a la justicia pronta y expedita.  

  

• “El capital humano de la institución es sin duda nuestra gran fortaleza, de ahí que es fundamental generar y compartir el aprendizaje que se vaya gestando en la organización”. 

  

Con la presencia de agentes del ministerio público, peritos, agentes ministeriales de investigación criminal (AMIC), personal de atención a víctimas, agentes del ministerio público auxiliares, personal de la unidad especializada del combate al secuestro, delegados regionales de zona, asesores jurídicos y personal de distintas áreas de la Fiscalía General de Justicia del Estado (FGJE), se llevó a cabo la Segunda Reunión Plenaria con Personal Operativo de la FGJE que reunió más de 300 personas en el Auditorio “Lic. Adolfo Ibarra Seldner” de la FGJE. 

  

En el recinto la maestra Claudia Indira Contreras Córdova, Fiscal General de Justicia del Estado, dio la bienvenida y precisó que es momento de reflexionar pues “un cambio en un sistema de justicia implica retos mayores, no sólo en el ámbito de recursos, infraestructura, capacitación, sino también significa asumir una curva de aprendizaje costosa, y además observando el contexto actual que tenemos que muestra una tendencia alcista de más de 13 años en delitos de alto impacto como el homicidio”. 

  

Indicó que “cambiar de un sistema de justicia a otro es un reto mayor, pero además revertir una tendencia de esta naturaleza no es fácil y requiere de estrategias claras, definidas, pero sobre todo de personal convencido con toda la voluntad de que a nosotros nos toca procurar justicia, en todos los casos, no solamente en los casos de alto impacto, sino en todos”. 

  

La Fiscal de Justicia reiteró que: “el capital humano de nuestra institución es sin duda nuestra gran fortaleza, de ahí que es fundamental generar y compartir el aprendizaje que se vaya gestando en la organización”, y destacó que  “es muy importante que los nuestros que han tenido la experiencia en juicios orales en el día a día, y además de manera muy exitosa, les compartan a ustedes sus vivencias, sus experiencias para poder fortalecernos como organización, y así recibir ese conocimiento que robustece nuestro aprendizaje organizacional”. 

  

Con base en esa premisa durante esta reunión plenaria el equipo de litigación compartió experiencias sobre vivencias, prácticas y anécdotas de los 253 juicios orales que se han registrado en Sonora desde 2016 a la fecha, la presentación estuvo a cargo de la maestra Iris Anel Armenta Hernández. 

  

Entre otros temas que se abordaron durante la sesión plenaria fueron: logros del reto de 50 días, el modelo de tres pisos, monitor estadístico de calidad, ley de extinción de dominio y, las bondades de llegar a la sentencia mediante el procedimiento abreviado, un ejercicio de gran éxito en Sonora al ser una ruta a la justicia pronta y expedita.  

  

Estos temas fueron expuestos por el personal de la FGJE: la  ViceFiscalía de Feminicidios y Delitos por Razones de Género Maestra Magdalena Souza Sorovilla, la Directora de la Unidad de Tramitación Masiva de Casos (UTMC) Lic. Carolina Zamorano, la Directora General de Atención Temprana y Justicia Alternativa Mtra. Alicia Martínez, el Coordinador de Tecnologías de Información Maestro Gilberto Gradías Enríquez, el Director General de Bodega de Indicios Mtro. David Siqueiros, el vicefiscal de investigaciones Lic. Julián Gustavo Bustamante Pérez, por mencionar algunos. 

  

La Fiscal General de Justicia explicó al personal que entrando el nuevo año la FGJE iniciará en Hermosillo “el reto de 100 días”, que ofrece una metodología que permite clasificar de manera adecuada las carpetas de investigación para que los ministerios públicos puedan tomar decisiones rápidas y eficientes. 

  

La maestra Contreras Córdova dijo que ante problemas muy complejos éstos deben diseccionarse y atenderse por partes muy específicas, pero de manera contundente, pues el contexto actual y la tendencia ameritan un desafío organizacional; “Debemos tener una muy definida política de persecución penal, requerimos ampliar nuestra presencia y servicios en más municipios y zonas serranas, ganar terreno y credibilidad”, es por ello que llevarán a cabo una reestructuración para el fortalecimiento de bases operativas como de creación de centros de atención temprana y más unidades de investigación. 

  

Para finalizar la Fiscal General de Justicia destacó: “Cuando hablo de una Fiscalía de Justicia fuerte estoy hablando de que ningún delito debiera quedar impune y no con ello estoy hablando de sentencias condenatorias nada más, estoy hablando de que todo aquel que delinque debe tener claro que merece y va a tener una consecuencia, a eso me refiero y les reitero que el éxito del sistema penal en nuestra institución será en gran parte el éxito del Estado en materia de seguridad, este desafío debe hacernos reflexionar y preguntarnos en lo específico qué estoy haciendo yo para recuperar la seguridad y revertir la tendencia en Sonora; preguntarnos y tener muy claro qué parte nos corresponde y hacerlo de la mejor manera, porque lo que hagamos hoy, bien o mal, repercutirá en nuestras propias familias, en nuestras hijas e hijos, y en nuestra ciudadanía”, concluyó. 

 


Notas relacionadas:

Opiniones sobre esta nota

Comenta esta nota

Ir arriba