GM, el gran ausente

Mensajes

Gilberto Mensajero Armenta

La firmeza en la negociación empieza por asistir y ser puntual en las negociaciones

Santiago Posteguillo

El Plan de Rescate para Cananea, propuesto por el gobernador Alfonso Durazo Montaño, es excepcional, porque busca resolver añejos problemas en esa comunidad.
El agua, la contaminación, los derechos laborales y sindicales, los de libre tránsito, el derecho a la salud. Hay otros que no son exclusivos de Cananea, pero que son problemas al fin: adicciones, deserción escolar, narcomenudeo, disfunción familiar, inseguridad y corrupción, y agregue lo que usted considere.

De un tiempo a la fecha, se ha señalado a Grupo México, de Germán Larrea Mota Velasco, como el directo responsable de algunos de estos problemas, y como el indirecto de otros.
Muchas voces exigen que sea este monstruo minero el que resuelva todo lo malo que sucede en Cananea, que prevenga los riesgos futuros, y que refuerce todo lo que a buen beneficio vaya encaminado.

Y tienen razón los que así piensan. Finalmente, GM se ha convertido en una empresa multi millonaria desangrando a este peculiar municipio. Algo tiene que regresar, a forma de diezmo moral.

Cuando el derrame de hace ya algunos años, con la inevitable contaminación al Rio Sonora, GM tuvo que desembolsar un millonario fideicomiso para reparar el daño. Otros lo recibieron, administraron y distribuyeron a diestra y siniestra, de forma deshonestamente (la verdad), pero de que la minera lo entregó a las autoridades, lo entregó.

Antes, décadas antes, Napoleón Gómez Urrutia (si, el senador de Morena) mal administró un todavía mas millonario recurso, 55 millones de dólares, ni más ni menos. Pero de que la minera lo pagó, lo pagó.

Hoy es tiempo de que la minera entre de nuevo “al quite”. Tiene recursos como para construir y operar hospitales, como aquel y ahora abandonado El Ronquillo, un nosocomio de primer mundo exclusivo para los trabajadores de la mina. Pero también puede construir carreteras y hasta conjuntos habitacionales, como las de la mina en Nacozari, que llevan a El Globo, conjunto habitacional en el que viven los mineros de aquel otro municipio.
GM ya es el responsable de la tubería de agua y su suministro en Cananea, ¿porque no habría de darle mantenimiento, y pagar por el costo de otras líneas? Igual con la del gas natural que, por cierto, sigue siendo gratuito para muchos de los que lo utilizan.
Mire usted, GM no es tan malo como muchos lo pintan. La tristemente célebre Sección 65 de Cananea lo sabe bien. Todos sus lideres vivieron con leche y miel gracias a las prebendas sindicales que la mina de GM les otorgó durante décadas. Cananea, Nacozari, Cumpas, Agua Prieta, Esqueda y Fundición son mudos testigos de esto.

Por eso, porque GM ha sido siempre desprendido con lo que los tres niveles de gobierno le han demandado, debe formar parte de este Plan de Rescate para Cananea, y “ponerse guapo” con otro fideicomiso, que ahora el gobierno del estado actual administrara de forma correcta.

El problema es que, de último momento, los directivos de esta empresa minera de corte internacional, decidieron no atender la convocatoria donde justamente se presentó el avance de este programa de rescate, y así, sin mayores explicaciones, decidieron no formar parte de los compromisos que autoridades federales y estatales anunciaron en concurrida conferencia de prensa.

¿Están rehuyendo su compromiso? ¿Ya no les gustó la idea? ¿Ya piensan que el que tiene el dinero, manda? ¿El sindicato de napito, el morenista senador, metió la cuchara? ¿La inutilizada sección 65 quiere revivir en Cananea? ¡Quién sabe!

Va a ser interesante como se desarrolla el tema en adelante, ahora con la ausencia de los “cuello 18”, potentados directivos de Grupo México, que por lo pronto, ya mandaron singular mensaje. Ni todo el amor, ni todo el dinero.

 

Gracias por la lectura. Puede seguirme en TW @mensajero34 y en facebook.com/gilberto.armenta.16 busque también MensajeroRed

Notas relacionadas:

Opiniones sobre esta nota

Comenta esta nota

Ir arriba